Archivo de la categoría: TARJETÓN VERDE

TARJETÓN VERDE


Como ya todos los habitantes del DF habrán visto, al secretario de transporte público, Armando Quintero, se le ha ocurrido una genial idea para hacer de los taxis un transporte seguro, aunque parece ser que la idea, más que de él, ha sido del grupo de mujeres que se hacen llamar Inmujeres y que defienden quién sabe qué pero nada que en verdad haya que defender.
Se trata de el nuevo tarjetón o tarjetón verde. Este es, al margen del tarjetón normal, uno de tamaño carta en donde va el nombre y los apellidos con letras grandes y foto. Este Tajetón hay que llevarlo en la ventanilla trasera del lado derecho y es con el fin de que los pasajeros y en forma especial las mujeres, se fijen en quien va manejando el taxi.
La medida en apariencia no está mal, sin embargo ha generado numerosas protestas de los taxistas y es que si bien, se da cierta protección al pasajero, desprotege al taxista. Y esto porque pone sus datos a la vista de cualquier delincuente.
Es cierto que algo hay que hacer para proteger a las mujeres sobre todo de los indeseables que aprovechándose de que un cliente o clienta se sube con toda confianza a su unidad, aprovechan para robar o violar al pasaje, aunque cabe señalar que quien emplea un servicio público para delinquir, de seguro o en la mayoría de los casos, la unidad no es suya, sino que ha sido robada.
Creo que con el tarjetón pequeño o licencia es más que suficiente para que el pasaje precavido pueda subirse a la unidad con toda confianza, quien no lo hace así, tampoco se va a fijar en el tarjetón de la ventanilla por más grande que este sea.
Ya sabemos que la primera norma de protección es no subirse a taxis piratas y esto no porque el chófer de un pirata sea un delincuente, igual es más honrado que el de uno legal sino porque en caso de un abuso, el chófer del pirata no podrá ser hubicado en la Setravi en caso de que se tomen las placas.
Para reconocer un taxi pirata del que no lo es, hay que fijarse en las placas, la diferencia de éstas con la de los particulares es por demás clara.
Ya confirmado que el taxi no es pirata, hay que ver que el tarjetón, antes el pequeño o licencia y ahora el grande, pertenezca a quien viene manejando.
Ya dentro del vehículo se debe estar pendiente que el taxista no se desvie del rumbo señalado salvo que sea el pasaje esté de acuerdo, cualquier maniobra sospechosa debe llevar al pasaje a tratar de pedir auxilio.
Espero que este pequeño comentario pueda servir de algo a los pasajeros de taxis. Se agradecerá cualquier comentario que lleve a dar más ideas.